TRAS DOS AÑOS DE LA INTERVENCIÓN DEL BRONX COMERCIANTES ASEGURAN QUE EL DESPLAZAMIENTO DE LOS HABITANTES DE CALLE AFECTA LA SEGURIDAD Y EL COMPORTAMIENTO DE VENTAS

Mayo 29 de 2018 - El 47% de los comerciantes encuestados de las zonas aledañas a lo que se denominaba el Bronx en la localidad de Los Mártires aseguró que la percepción de inseguridad aumentó tras dos años de intervención; el 21% dijo que mejoró la seguridad en el sector y para el 32% restante permanece igual. Estos resultados son atribuibles, según los empresarios, al desplazamiento de los habitantes de la calle.

Esta percepción es compartida por comerciantes de otras localidades, pues el 46% dice que para el segundo aniversario de la intervención, la presencia de habitantes de la calle en sus sectores comerciales aumentó, para un 30% de empresarios disminuyó. Las localidades más afectadas son Puente Aranda, Usaquén y Santa fe.

El sondeo que realizó FENALCO Bogotá Cundinamarca reveló que más de la mitad de los comerciantes (58%) considera que el apoyo de la Policía y su presencia en el sector es de manera ocasional, para el 23% el acompañamiento es más activo y un 20% aqueja que no hay ningún tipo de presencia de fuerza pública.

En cuanto al comportamiento de ventas después de dos años del operativo, el 44% de los encuestados del sector circundante a lo que era Bronx respondió que su nivel de ventas disminuyó especialmente para  los sectores de repuestos para automotores, construcción y ferreterías. Para el 39% las ventas han permanecido igual y para el 17% aumentaron gracias a la intervención.

Vale la pena destacar que en el análisis que hizo el gremio en el 2017 (a un año de la intervención) la situación de los comerciantes era más crítica pues sólo el 4% aseguró que las ventas había aumentado y el 57% dijo, en su momento, que el comportamiento de ventas era negativo.

El director de FENALCO Bogotá Cundinamarca, Juan Esteban Orrego, manifestó que “(…) es importante evaluar periódicamente consecuencias de una intervención tan importante como la del Bronx porque si bien era una zona que se necesitaba acabar, las autoridades distritales deben acompañar a la población y en especial a los empresarios para que su actividad económica no se ponga en riesgo por presencia de habitantes de calle. Entendemos que es un proceso largo, por eso le hemos apostado a la iniciativa del Gobierno de reactivar los diferentes clúster económicos como el de calzado, cuero y marroquinería, confecciones, muebles y madera que son sectores representativos en la zona”.

Ver estudio completo Dos años después de la intervención del Bronx